deseo de luz

talleres e ideas para fotógrafos

Libros para aprender fotografía : “La visión fotográfica” de Eduardo Momeñe

El libro que propongo hoy es la base que todo fotógrafo debería leer al menos una vez. Lo cual te resultará difícil porque tiene tantas referencias y te deja con tantas preguntas para reflexionar que se convierte en un libro para tener a mano y re-visitarlo de cuando en cuando.

A pesar de que su primera edición es del año 2007, a día de hoy sigue publicándose puesto que sus ideas y propuestas no han perdido un ápice de valor.

Personalmente lo encontré en un momento en el que había conseguido dominar la parte técnica de lo fotográfico: la cámara, los objetivos, flashes, edición digital, etc … pero veía mis imágenes y sentía que seguían estando un tanto vacías. Me interesaba mucho la fotografía de calle, pero no sabía cómo mejorar. Había algo que estaba perdiéndome o estaba haciendo mal y no sabía que era.

Esperando una señal – Daniel Comeche (2011)

Entonces casualmente un día, buscando en la librería de Caixa Forum, encontré este maravilloso libro. Al hojearlo, me dí cuenta de que no se trataba de un manual técnico clásico, sino que se adentraba en la fotografía como lenguaje visual. Preguntas como  “¿Qué es una buena fotografía?” o “¿Cómo se consigue una buena fotografía?” me sedujeron rápidamente para comprarlo.

Y no me defraudó.

El libro es un ensayo de unas 160 páginas en las que el autor reflexiona sobre la fotografía como medio visual único, con características propias y diferentes a las de otras artes como la pintura o el vídeo.

Propone que para comenzar a hacer buenas fotografías debemos pensar visualmente, dejando que la cámara “hable”, es decir, utilizando las características propias de las fotografías (estética, composición … ) y que hacer buenas fotografías debe basarse “sólo” en eso (como si fuera poco) , no en tratar de salvar el mundo con ellas ni en utilizar las palabras para hacer ver “cosas” que no están en ellas.

También recalca que la actitud ante lo fotografiado, así como la cámara que utilizamos, marca directamente el resultado de nuestro trabajo: ¿Cámara de placas o reflex? ¿Trípode o cámara en mano? ¿Color o blanco y negro? ¿Flash o luz natural? ¿Estudio o calle? …

Momeñe reflexiona sobre estas cuestiones proponiendo el trabajo de autores consagrados, abarcando toda la historia de la fotografía, desde Julia Cameron a Martin Parr, Stephen Shore, Robert Frank, Cartier-Bresson, Rineke Dijkstra …

Reproduccion de “Beach Portraits” de Rineke Dijkstra

Además de las respuestas que puede ofrecernos, nos deja la puerta (muy) abierta a que descubramos por nosotros mismos qué tipo de fotógrafos queremos ser, qué nos interesa y cual es la propuesta visual que consideramos como propia. Muchas preguntas pendientes para reflexionar despacio y de las que tirar para seguir curioseando sobre el medio fotográfico.

Como único “pero” habría que decir que, si bien al principio plantea un método claro de utilizar las referencias de autores que aporta para buscar información por nuestra cuenta, por otra parte es un tanto des-estructurado. A pesar de estar dividido en capítulos, y de contar con una narrativa clara y directa, da la sensación de haber sido organizado sin tener un orden inicial predefinido. Comienza hablando del Renacimiento y al poco da saltos en el tiempo y en los conceptos. De alguna manera, la estructura del libro parece basarse en apuntes tomados durante una charla con Momeñe.

En cualquier caso, un libro inacabable, interesante de principio a fin y básico en la formación de cualquier fotógrafo.

Muy recomendable.

Nota final: 5*


¿Te ha interesado este post? ¿Has leído el libro y te gustaría comentarlo? ¿Me recomendarías la lectura de otros libros?

Deja tus propuestas en la sección de comentarios.

Gracias!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *