una nueva esperanza

Creí que no podría hacerlo jamás. que me iban a consumir las llamas de la decepción. Crear es más que salvarse. Se vale crear para los demás sin caer en la autodestrucción, en el egocentrismo o en la moda.

Necesitaba salvarme, mucho. Tenía demasiadas heridas abiertas y demasiadas manos ocupadas. Mucho trabajo por hacer, mucho dolor por curar.

Así que la tormenta parece que pasó. Me salvé y aquí estoy.

He soñado que puedo compartir creatividad y fotografía, así que me pongo al servicio de ti, que me lees y de mí, que quiere compartir lo que me late.

Espero que este sueño me lleve lejos y me traiga más cerca.

Comencemos.

Deja una respuesta